Lalakitchen Pasta de calabacín al Pesto

Como este próximo domingo, comenzamos el reto 70% RAW en facebook, he decidido subir esta receta, como ejemplo de una comida que os podéis hacer.

Esta misma cantidad que apunto en la receta servirá para una sola persona. Será un plato más grande que uno de pasta de cereales, cierto ¡no te asustes, podrás con él!. Piensa que al ser 100% vegetal necesitas más cantidad o pronto volverás a sentir hambre y picarás antes de darle el tiempo a tu digestión para que se haga correctamente, sin interrupciones, ¡eso es algo que hay que evitar! ¿si?.

Quiero anotar que la cantidad de grasa que tiene este plato, se ajusta al máximo recomendado diario para que hagas durante esta semana. Se trata de unos 30 g de pistachos y una cucharita de aceite, es decir, unos 40 g de grasa. Si consigues que esta sea tu cantidad del día, mejor que mejor, si no, recuerda moderar mucho el aceite/grasa a la hora de la cena.

Para que esta comida quede bien combinada y se mantenga depurativa y alcalinizante, acompaña este plato de una mezcla de hojas verdes y si es con germinados, ¡Aún mejor! (a la ensalada le puedes añadir pimientos rojos, cebolla, tomates cherry, pepino…) Y apunta este truco: Aliña la ensalada con la salsa de tomate sobrante de la pasta, mezcla bien la salsa en las hojas para que queden bien impregnadas (a mi me gusta hacerlo con las manos) ¡así no añadirás mas mezclas ni aceite extra! ;-)

Otra cosa recomendación que quiero hacerte, es que una media hora o una hora antes de comer comas un par o tres o más piezas de fruta dulce, o un zumo, que puede ser perfectamente verde, de esta manera evitarás antojos de dulce al poco después de comer.

Como puedes apreciar en la foto, en realidad más que una pasta al pesto, se trata de una “pasta” con salsa de tomate crudivegana y un toque de pesto.

¡Y es que las deliciosísimas salsas de pesto son un verdadero escándalo a nivel de grasa! aceitosas por todos lados… Y es que no es lo mismo comer un plato de pasta de cereal (que suele ser moderado en tamaño) que uno de pasta de calabacín, del que normalmente podemos tomar mucha más cantidad, yo al menos lo hago (si no al poco vuelvo a tener hambre), así que imagina la cantidad de salsa de pesto que necesitarías para impregnar todos los spaguettis y poder gozar así de un plato suculento. ¿solución? La propuesta en esta receta. Simple, deliciosa y muuuuy resultona.

La salsa de pesto tampoco es la salsa original, está hecha con pistachos, un poco de aceite de aguacate y con un poco de calabacín añadido para aligerarlo un poco más. La combinación es deliciosa, pero si no tienes pistachos, éstos puedes sustituirlos por cualquier otra semilla mantecosa (nueces, semillas de cáñamo, piñones, macadamias…)

Igualmente el aceite de aguacate, puedes sustiturlo por cualquier otro aceite de tu agrado. Pincha aquí si quieres saber donde adquirirlo y sus propiedades. Entre otras cosas, se trata de un aceite MUY alcalinizante.

Bueno, si te has apuntado al RETO 70% RAW, ¡ya tienes aquí el ejemplo de la que puede ser tu primera comida! Se trata de una comida realmente rica, rápida de hacer y muy importante: sencilla y bien combinada.

Un último consejo para el éxito:

Recuerda masticar muy bien cada mordisco y también no comer nada entre las 3 y 4 horas siguientes. ¡Deja que la comida se digiera bien antes de darle nuevamente trabajo a tu aparato digestivo! así asimilarás perfectamente todos los valiosos nutrientes y no provocarás fermentaciones.

Recuerda: ¡Tan importante es la calidad del alimento que consumimos, como la calidad de nuestras digestiones!

Si no te has apuntado y te interesa, entra en esta página de facebook para acceder a toda la información (eso si, hay que tener una cuenta de facebook, ya que el evento es virtual y sucederá desde allí!).

Lalakitchen Pasta de calabacín al Pesto

PASTA AL PESTO

  •  Cantidad: 1 persona
  • Tiempo: 15 minutos
  • Utensilios: spirali o similar + batidora + picadora

 

Ingredientes salsa de tomate:

3 tomates
30 g – 1/2 T de tomates secos sin sal
1 c orégano
1 c albahaca
1 c de ñora en polvo (opcional sustituible por pimentón en menor cantidad)
1 diente de ajo chiquito
1 trozo de cebolla
1/2 c azúcar de coco (u otro endulzante, dátiles, pasas, agave, melazas…)
¼ c sal de calidad

 

Ingredientes pesto aligerado:

1/4 T pistachos crudos
1 c aceite de aguacate
1/2 albahaca fresca
un diente de ajo chiquitín
3 rodajitas de calabacín (sobrantes de hacer la pasta)
sal al gusto

pasta:

3-4 calabacines 1 (persona)

pasta-pesto-4 pasta-pesto-3 pasta-pesto-5 pasta-pesto-6

Preparación:

1. Pela (opcional) los calabacines y haz los fideos, ya sea con spirali, con un pelador de juliana, o con una mandolina y un cuchillo. Reserva.

2. Para hacer la salsa de tomate, simplemente introduce todos los ingredientes en la batidora y tritura un poco, lo justo para que se troceen y entremezclen. Ajusta los sabores a tu gusto y reserva en un colador para que vaya soltando el exceso de líquido.

3. Para el pesto, pon todos los ingredientes en una picadora y pica hasta obtener la textura deseada.

4. Mezcla bien los spaguetti con la salsa de tomate, que queden bien impregnados y sirve por encima el pesto.

*NOTA: La salsa de tomate te aguantará perfecta uno o dos días en la nevera. Así que si tienes poco tiempo para hacer las comidas, puedes hacer más cantidad y repetir. Sobre todo la salsa de tomate. Otro día la podrías combinar con olivas negras o con champiñones macerados en limón y tamari (o salsa de soja). ;-)

 

Compartir Artículo |

Quizás también te interese

15 comentarios en “Pasta de Calabacín al Pesto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  1. Hoy voy a empezar ( :
    Crees que afecte en algo la lactancia?
    No es que mi bebé dependa porque ya tiene 1 año, pero es un veganito tragoncito jaja.
    Yo supongo que la leche será más ligera?

    1. Hola Yasvek! Geniaaal! no, en absoluto va a afectar a la lactancia, bueno, no de manera negativa, todo lo contrario, los alimentos crudos están llenos de vitaminas, enzimas y nutrientes. Eso si, si hicieses una depuración importante (tipo detox de zumos o frutas solo) te diria que mejor que no, ya que si eliminases toxinas (que lo harías) una de las vías de escape sería precisamente la leche materna.

      Muchos besos, elka