helado-frigopie-sinlacteos-sinazucar

Como imagino que ya sabéis, hace una semana que está a la venta mi ebook Helados naturales. La verdad, es cierto, que hay mucho, muchísimo trabajo detrás. Quizás más de lo que puede parecer en un inicio… pero bueno, eso es como en todo…

¿A quién no le ha pasado ver a alguien haciendo un ejercicio o postura de yoga lo que sea y pensar – oh! Eso es fácil yo también puedo hacerlo? E intentarlo y comprobar que no era tan sencillo como parecía, ¿que se necesita mucha concentración, destreza y entrenamiento? Creo que esto es aplicable a muchas, muchísimas cosas en esta vida.

La cuestión. Lo cierto es que el ebook de helados naturales significa mucho para mi. Era uno de mis grandes objetivos y sueños de este año. Lo he hecho con mucho, muchísimo cariño y con todas mis ganas de compartir y poner a vuestro alcance recetas de helados, totalmente inofensivas que os ayuden y motiven a seguir alegremente andando por el camino de una alimentación saludable.

Porque yo se que los dulces nos alegran la vida, la de los adultos soñadores, pero especialmente la de los niños.

Yo no soy madre, pero intuyo e imagino, que no debe de ser para nada fácil llevar un control sobre la alimentación de los niños, se que muchas hacéis lo que está en vuestras manos, pero se que muchas veces también tenéis que soltar el control, pues vais a contracorriente de la sociedad y hay un sin fin de eventos y situaciones en las que los hijos están expuestos a productos alimentarios que poco tienen de alimento. También si los hijos están acostumbrados a productos muy azucarados y refinados, puede ser difícil al principio tentarlos con preparaciones caseras.

Hice este ebook porque yo, para los dulces y los helados, soy como una niña, los disfruto siempre como la primera vez. Me emociono, río de puro nervio y salto de alegría si he conseguido hacer algo que se que es decididamente delicioso.

Y me considero una gran catadora de dulces. Pues no se me conquista con cualquiera. Cuando los hago yo, siempre intento que aunque estén hechos con ingredientes naturales, vegetales y sin azúcar refinado, sean tan tentadores como los convencionales. Creo que es esencial para que sean un éxito y conquisten corazones.

En estos días, de lanzamiento me siento especialmente feliz, pues estoy recibiendo muchos mensajes de agradecimiento y esa, creedme, es la mejor de todas las recompensas, porque el dinero se acaba gastando, pero el agradecimiento vuela directo al corazón y allí se queda, como un abrazo cálido, que ya me acompañará siempre . Ayer recibí un mensaje muy especial, uno de esos que DAN TODO EL SENTIDO a mi trabajo.

Me escribía B, la mamá de un niño que tiene una grave alergia alimenticia y me decía que al fin su hijo había podido comer helado. Y que su sonrisa lo decía todo. Precisamente le hizo este frigo pie de aquí y hoy me ha dicho que le espera un magnum.

Y yo, que aunque sólo sea que gracias a mis recetas he conseguido sacarle una sonrisa a un niño. Ese pequeño detalle, quizás minúsculo para algunos, es para mi el más GRANDE.

Esta receta de frigopie está publicada en el blog de Conasi. Allí encontrarás también los moldes para hacerlo.

Eso si, ¿quieres saber un secreto? La receta es exactamente la misma que la del magnum de fresa y la del sándwich de avena que tienes en el ebook, así que haz volar tu imaginación porque con las 30 recetas que hay allí puedes hacer 500 :)

Por cierto, si ya tienes el ebook, recuerda que he organizado un concurso y que puedes ganar algunas cositas para hacer tus helados, tienes la info aquí. Aunque lo reconozco, si lo he hecho ha sido para motivaros a que subáis vuestras fotos y comentarios, pues como ya sabes si has llegado a leer hasta aquí, nada me hace más feliz :)

Feliz, dulce y delicioso verano.

helado-frigopie-sinlacteos-sinazucar

Compartir Artículo |

14 comentarios en “Helado frigopie con fresas frescas. Sin lácteos. Sin azúcar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  1. Hola Elka! Me encanta tu blog y ya he hecho varias recetas entre ellas ésta pero el resultado no me ha convencido porque me sabe muchísimo a coco, podría sustituir la leche de coco por otra?
    Gracias.

    1. Hola Patricia oh, vaya, ¿has utilizado leche de coco ecológica? es bastante más suave que la que no es eco. Como sustituto del coco podrías utilizar otra leche vegetal, pero no quedará para nada tan cemoso, ya que el coco le da la grasa que necesita el helado para ser cremoso. Otra opción es que utilices leche vegetal y más aceite de coco, pero desodorizado. Un saludo! elka

  2. Hola!!
    Quería comentarte mi primera, no miento, es ya la segunda experiencia con tus recetas de helados. Después de estudiar mucho tu ebook, de leer y releer, de abastecer mi despensa y congelador, por fin me decidí. En un plis hice un fantástico helado de mango, con esos deliciosos dátiles y un vasito de leche de almendras que no pudo ser casera :(
    Lo degusté junto a un grupo de amigas que no podían creerse que sólo hubiera usado esos ingredientes. No paraban de decir lo bueno que estaba y lo fácil que era prepararlo, jajajajajaja, y mira que hay alguna que se resiste a esto de las “alimentaciones alternativas”
    Enhorabuena por tu trabajo!! Yo seguiré probando y esperimentando tal y como nos animas siempre. Gracias.

    1. Hola Mo. Jo, GRACIAS. Ni te imaginas lo feliz que me haces! la mejor recompesa de todas! gracias por compartir con tus amigas y tentarlas e inspirarlas! y gracias también por pararte a escribirme. Un abrazo enorme, inmenso, elka