creppes-socca-sin-gluten-tallarines-pesto-cañamo

Tal y como os prometí esta semana en las redes, aquí os dejo la receta del súper plato combinado que yo me comí el jueves y que se que os va a encantar.

La verdad que estoy MUY FELIZ con vuestra reacción, apoyo, participación y con vuestras menciones a amigos y familiares que queréis tentar o con los que estáis compartiendo esta pasión por una alimentación vegetal y saludable. Así que podéis contar con que volveré a repetir fórmula. Así vosotras/os me ayudáis a difundir esta alimentación que SUMA SIEMPRE mientras yo me pongo a trabajar para subiros mis mejores comidas improvisadas al blog :)

No seas impaciente y antes de ir a por la receta, por favor, lee este texto, que te digo cosas importantes de los ingredientes.

Si aún no conoces los creppes de socca (con harina de garbanzo) presta atención porque es más que probable que esté a punto de dar comienzo una historia de amor.

Estos creppes DELICIOSOS son uno de mis comodines favoritos para esos días en los que me apetece comer algo inmediato y caprichoso y no he previsto nada de nada con antelación. Hacen una comida o cena ideal.

La harina de garbanzo es una maravilla porque está libre de gluten, pero además es muy rica en proteínas, así que se convierte en la candidata ideal si, como yo, llevas una alimentación que se basa en vegetales (lo que en inglés se conoce como plant based) y si de forma habitual no tomas gluten.

Eso si, ten en cuenta una cosa importante, ¡esta harina se enrancia muy muy rápido! Así que una vez abierto el paquete, guárdalo siempre en la nevera y consume durante el próximo mes.

Otra de las delicias de este plato combinado veraniego era el pesto de cáñamo que acompañaba los calabacines. Esta versión del pesto es una de mis favoritas, precisamente por estas semillas. Pues una vez más se trata de una proteína de excelente calidad (completa en este caso, pues tiene todos los aminoácidos esenciales) pero además tienen Omega 3, con lo que son perfectas para incluir de forma habitual en la dieta. Recuerda que si no consumes pescado azul o huevos, deberías incluir unas 2 cucharadas de una fuente de Omega 3 vegetal a diario (como pueden ser las semillas chia, lino o cáñamo).

Una vez más las semillas de cáñamo peladas se enrancian rápido, así que una vez abierto el paquete, guárdalo siempre en la nevera.

Y ahora atención porque me he venido arriba y te traigo un SÚPER MEGA BONUS TRACK:

DUKKAH.                  Una verdadera, auténtica y pasional historia de amor.

Yo no se vivir sin él y está siempre siempre siempre en mi nevera. Pues esta mezcla de semillas y especias originaria de Egipto es la cosa más deliciosa del planeta. Y es capaz de elevar hasta el mismo cielo, un simple y llano plato de arroz.

Si crees que exagero… simplemente pruébalo. ¡Y me cuentas! Oh, si! Me vas a querer mucho. ¡Ya lo verás!

En esta ocasión te lo presento con semillas de sésamo negro, que me gustan porque son muy decorativas, además de ser muy ricas en calcio y sustancias antioxidantes, pero puedes hacerlo con cualquier fruto seco o semilla tostada a tu elección.

Si no me equivoco, originalmente se hace con avellanas.

Una vez más. Cuando lo hagas, guárdalo en un tarro de cristal en la nevera, pues al estar molidas las semillas se enranciarán rápidamente si las dejas fuera.

Bueno… creo que no tengo nada más que decir… prefiero que leas ya la receta y que te pongas a cocinar J eso si, ¡por favor! Si la haces, coméntame en los comentarios tu opinión que nada me gusta más.

Te dejo muchos, muchísimos besos veraniegos y salados por el agua de mi querido mar Mediterráneo.

CREPPES SOCCA EN PLATO COMBINADO Y TALLARINES DE CALABACÍN CON PESTO DE CÁÑAMO

Cantidad: 2 personas (salen 4 soccas pequeños)
Tiempo: 30 minutos
Utensilios: spiralizador

Ingredientes socca:

1 T de harina de garbanzo
1 T + ¼ T de agua
½ c de cúrcuma
½ c de sal de Himalaya o marina natural
unas hojas de cilantro
Dukkah de sésamo negro

Dukkah de semillas de sésamo negro:

½ T de sésamo negro
1 c de comino
1 c de semillas de cilantro
½ c de pimienta en grano
¼ c de sal de himalaya

Ingredientes pesto de cáñamo:

2 puñados de hojas de albahaca generosos
¼ T de semillas de cáñamo
¼ T de anacardos crudos
1 o 2 C de zumo de limón (probar primero con una)
1 trocito de ajo
¼ T de aceite de oliva
1 C + 1/2 c de levadura nutricional
sal al gusto
2 calabacines

Extras:

Tomates cherry marinados en sal, aceite de oliva y hojas de albahaca
Germinados de remolacha u otros
Aguacate
Hojas de rúcula

Preparación:

1. Dukkah: empieza por tostar ligeramente las semillas de sésamo negro en una sartén. Con cuidado de que no se te quemen ¡que al ser negras no lo verás y tendrás que guiarte por el olfato! Una vez tostadas, deja que se enfríen en un plato.

2. Muele el comino, semillas de cilantro, pimienta negra y sal en una picadora o en un mortero. Luego añade las semillas de sésamo negro y muele hasta que tengas un polvo negro con algo de textura. ¡No te resistas a probarlo! ¿A que es delicioso? Wow. En serio, te acabo de dar mi número 1 de comodín en la cocina ;). Reserva

3. Para hacer los tallarines espiraliza los calabacines y reserva en un bol.

4. Mezcla y tritura todos los ingredientes del pesto en un robot o mini batidora. Prueba y ajusta de limón, aceite o sal a tu gusto.

5. Mezcla bien el pesto con los tallarines y pon en un colador (sobre un bol) para que los calabacines suelten el exceso de líquido y así al servirlos el plato no parezca una laguna. Reserva.

6. Trocea los tomates cherry y mezcla con un poco de aceite de oliva, sal y albahaca fresca picada. Reserva.

7. Socca: pon todos los ingredientes en un bol y mezcla con varillas hasta que quede una masa más bien líquida, pero no muy ligera (tiene que tener un poco de cuerpo) si ves que le falta simplemente añade un poco más de harina de garbanzos.

8. Pon una sartén pequeña en el fuego y pinta con un poco de aceite de oliva. Cuando esté bien caliente baja ligeramente el fuego y pon medio cucharón de socca en la sartén, reparte bien, añade rápidamente unas hojas de cilantro y un poco de Dukkah. Deja así un minuto o dos o hasta que puedas despegarlo sin problemas. Dale la vuelta y dora un minuto más. Retira y pon en un plato. Continúa con el resto de la masa.

El truco para que los socca te queden perfectos es que la sartén esté bien caliente y sea antiadherente. El grosor va a gustos, a mi me gustan más bien finos, para poder utilizarlos a modo de “tortilla” mexicana.

Una vez tengas todo listo pon prepárate un plato combinado como el de la foto y espolvorea con un poco más de Dukkah (si te gustan las especias, estarás de acuerdo conmigo de que el Dukkah nunca sobra!)

A mi me encanta rellenar el socca con los ingredientes del plato y comérmelo con las manos.
Si lo vas a servir en una mesa queda espectacular poner todo tipo de rellenos sobre la mesa para que cada uno se lo monte a su gusto.

creppes-socca-sin-gluten-tallarines-pesto-cañamo

Compartir Artículo |

34 comentarios en “Creppes Socca y un plato combinado espectacular

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*